Archivo de la categoría: María Hortensia

LUCERO

Esta mañana
el lucero acertó
por mi ventana.
Miro, hurgo
una orlada nube
en fuga va con él.

María Hortensia de la Cruz
2013-07-30

Anuncios

AMÉN

AMÉN se dice
cuando se obedece
AMÉN es la palabra
que pesa a mercurio
a lágrima
la que más duele
en el diccionario

La cuadra

Maquillándose con prisa
el espejo contra el reloj
las horas intentando
apresurar una sonrisa
mientras la cuadra espera
Quién sabe la hora del regreso
entre el negocio y lo que queda
la cuadra se aleja
mientas ella guarda
intacta su sonrisa.

Estrella

Estrella


IN

Irreverente
indecente
inusual
indiferente
in..
como para beberse
de un sorbo la vida

EVA ORTÍZ
En: MUJERES REUNIÓN POÉTICA
San Salvador, El Salvador. Marzo, 2013

Amadoras

Amadora1Amadoras

portadora del recuerdo

Portadora del recuerdo

En el sigilo

ellas  en torno a mamagüela

celebrantes del saberse

acurrucaban   en el regazo

a quienes boquitas asidas a una teta y luego

a  la otra  aspiraban la seguridad de la ternura

el estar y dejarse ser. Así fue

En el calor y olor de pecho y vientre

efluvios de mujer, de mamá, estuvieron.

Un día, echaron a andar haciendo el camino

y luego, no parar, en carrera de relevo

por entregar  una y otra vez,  un ovillo de misterio

un ovillo de amor a la que viene atrás.

María Hortensia de la Cruz

léeme en:

http://palenqueducacionparatodos.blogspot.com/

http://educacioncomparadaii.wordpress.com/

LIBADORA

AroundNYC6

Libadora voy contigo a la colmena

yo sé de tus  apuros.

Espera que rebusque

no veo mis zapatos de siete leguas

no tengo alas.

Espera libadora

mira el esplendor de la rosa.

ves el aura?

Libadora

voy  contigo a pensarte en la colmena.

Dones

                                                                                                                                                                            Ilustracion Maria H de la cruz.

Depositaria soy.

Atesoro dones

hacen de mí, la que cambia el curso a tu mirada

y adivina y goza tu sonrisa.

abunda mi aliento y alcanza para dar.

Bendigo la infancia, su pregunta y su sonrisa.

Bendigo la mesura de esta anciana.

Bendigo la ilusión de mamá que me dijo, sigue cula, sigue.

Bendigo su amor,

su amor de lavandera.

Le debo el don de presentir la lluvia y conversar con las nubes

el don de sentir y clasificar la brisa y unas veces quedar gozosa envuelta por el viento

el don de acompañar y querer estar

el de inventar hasta que aclare el día

el don de liberar la palabra y juntas clarear

cual el día…

María Hortensia de la Cruz   2012-10-06

Conmigo

 

Si a solas un coro de

reclamos y precisas prisas son

Y si mi cuerpo, hermoso

retoza al toque del agua y el jabón,

la espuma sabe.

 

Si en deleite yo

tesoro, poro a poro por la magia

del agua me refresco

me, despierto y recupero,

lo  celebro.

 

En este breve instante homenaje ritual

a tan caro armazón en el que vivo

van mis manos en desliz

por los contornos

y en esto,  se distraen.

 

No todo es armonía en el efímero

connuvio que ahora me compele

raudos  mis dedos, se desplazan

del cuello a los talones

por las veras y por ciertos sitios no.

 

El largo recorrido se complica

y una álgebra confunde  este disfrute

porque no alcanzo allí

donde mamá aun se atreve

o el compañero se suma interesado.

la espalda.

 

Canto Rodado 2001

María Hortensia de la Cruz

La flor de mi vereda

 

Fotografía gratis cortesía de: José Luis Ávila Herrera

Al ras del suelo humilde

en el tronco de enhiesta y grácil palmera

la flor de mi vereda

regalo del sendero

cual brizna se cimbrea

resiste azares

única, el esplendor de su amarillo

al mismo sol opaca

en su orgullo de ser

en este día.

De Canto Rodado
Por María Hortensia de la Cruz
1994 y 2012